El complicado camino hacia la recuperación económica

La agonía europea sigue consumiendo las esperanzas de una recuperación próxima de la Eurozona. La extrema sensibilidad de los mercados y el ataque declarado a las economías periféricas de los países que comparten el euro ha expuesto a una generación de líderes europeos incapaces de estar a la altura de las circunstancias.

Viñeta de Forges en El País. 14/09/2011

A grandes males, no se están aplicando grandes remedios. Los Gobiernos nacionales de los Veintisiete legislan a golpe de encuesta y mirando con detenimiento las posibles consecuencias que sus actuaciones a nivel europeo pueden tener en las próximas elecciones locales, regionales o generales. Otros actúan bajo la presión de Berlín y Bruselas, sin otra opción que aplicar la receta de la austeridad impuesta por Merkel como única opción para contar con el respaldo de la Eurozona.

A la luz de la evolución de Grecia, poco se puede decir a favor de estas recetas. Atenas fue la primera rescatada y tras dos años aplicando el dictado de medidas del FMI, el BCE y la Comisión Europea, los mercados definen la situación en Grecia al límite de la bancarrota. Los salvajes recortes y la draconiana austeridad no han hecho sino llevar al país a una senda de recesión y déficit sin complacer a los mercados y mucho menos a sus ciudadanos, que se sienten desprotegidos y olvidados. A Atenas no le queda apenas de dónde recortar, pero los recortes siguen siendo el principal requisito para que el país siga recibiendo ayudas.

El efecto dominó se avecina por la exposición que los bancos europeos tienen sobre la deuda griega. Según los datos del Banco de Pagos Internacional, Francia es el país más expuesto, con más de 40.000 millones de euros; le sigue Alemania con unos 35.000 millones, y Estados Unidos y Gran Bretaña, cada uno con cerca de 20.000 millones. Esto, en un momento en el que se teme por una fuerte quita de deuda griega, no hace más que desbordar una situación en la que se barajan posibles salidas:

– Por un lado, se habla del recurrente tema de los eurobonos. La creación de un Tesoro europeo que emita bonos englobando a los 17 países de la Eurozona se presenta como la solución más factible por muchos expertos y analistas y ha sido la principal petición del Consejo para el Futuro de Europa que integran Felipe González, Helmut Kohl y Jacques Delors entre otros, incesantes en su llamado de emergencia por una actuación de gran envergadura. Y a pesar del empeño de la Comisión en sacarlos adelante, difícilmente podrá hacerse con la oposición de Alemania.

– Por otro lado, se empieza a temer una posible ola de recapitalizaciones estatales de los bancos. Alemania podría estar tejiendo un plan por si Grecia quiebra mientras que otros empiezan a poner cifras de lo que costaría un posible futuro saneamiento de la banca. Hay voces que van más allá y que hablan de posibles nacionalizaciones de parte de la banca europea, una propuesta que viene sin ir más lejos de François Hollande, candidato a las primarias del Partido Socialista francés y posible rival de Sarkozy en las elecciones presidenciales de 2012. No sería la primera vez que los bancos se han visto necesitados de las arcas públicas; ya en 2008, tras la caída de Lehman Brothers se produjeron inyecciones de capital millonarias. En concreto, Francia inyectó hasta 21.000 millones de euros.

Con todo, el Banco Central Europeo ya ha gastado más de 100.000 millones de euros en compra de deuda de los países periféricos, lo que ha contribuido a calmar las aguas, sobre todo en España e Italia, pero que no será suficiente para salir adelante en esta crisis. Es paradójico que los llamados BRIC o países emergentes (Brasil, Rusia, India y China) hayan dado un paso al frente anunciando que “echarán una mano” al continente europeo y comprarán deuda de países en dificultades. Es algo que ya viene haciendo China desde hace meses y que no dudarán en utilizar como moneda de cambio en el futuro cercano.

Viñeta publicada en Il Sole 24 ore en mayo de 2010

La canciller alemana Angela Merkel saldrá reforzada de esta crisis como la principal protagonista de la Unión Europea; sólo el tiempo juzgará sus decisiones, que a ojos de este observador han sido demasiado rezagadas, a regañadientes, poco ambiciosas y siempre contra las cuerdas. Todas ellas impregnadas de cierta moral ejemplarizante.

El continente europeo ha pasado momentos difíciles de los que ha sabido salir reforzado. Sólo el principio de solidaridad que hizo de la UE un ejemplo a seguir puede sacar adelante una Eurozona en estado de coma.

Anuncios

Ocurrió en agosto

A pesar del evidente parón de las instituciones de la UE en el mes oficial de las vacaciones, la maquinaria europea sigue funcionando y continua ejecutando los programas que tienen su desarrollo en todo el año.

Recordaremos el verano de 2011 como el de la hambruna en el Cuerno de África y el de la tensión en los mercados financieros en el ámbito de la Eurozona. A continuación, un resumen de las principales actuaciones de la UE durante el pasado mes.

La UE reitera su apoyo a la paz y la seguridad en África con 300 millones de euros

La Comisión Europea ha decidido suministrar 300 millones de euros al Fondo de Apoyo a la Paz para África en apoyo a las acciones de paz y seguridad en África tanto a nivel regional como a nivel continental. El Fondo suministra financiación considerable y previsible para las operaciones de apoyo a la paz dirigidas por África y para las actividades pertinentes de consolidación de la paz a cargo de organizaciones africanas. Hasta el momento, ya se han financiado importantes proyectos en Somalia, Sudán y desde que se creó el fondo en el año 2003, ya se han movilizado más de 700 millones de euros.

Artículo de opinión de Van Rompuy sobre el convulso verano que está viviendo la Eurozona con la crisis de la deuda

“En Bélgica, mis sucesores y yo mismo logramos reducir la carga de la deuda de mi país desde más del 130% en 1992 a aproximadamente un 85% en 2007. Por lo tanto, es posible hacerlo. Pero hay dos condiciones para ello: debe acabarse con el despilfarro en la economía y suprimir las trabas al crecimiento económico.

Varios países han ido mucho más allá por la sencilla razón de que estaban en juego el euro y sus propias economías. Se trata de decisiones que entrañan profundos cambios en el marco político de la zona del euro y que desencadenan legítimos debates en varios países. Tengo la seguridad de que, si es necesario, los Parlamentos nacionales aprobarán con celeridad estos nuevos instrumentos: y al hacerlo actuarán en su propio interés nacional”.

La UE reduce la aportación de 6 Estados miembros a las arcas comunitarias para impulsar la recuperación económica de Europa

La Comisión Europea ha acordado una serie de medidas que han de contribuir significativamente a encarrilar algunas de las economías de la UE en situación problemática. De acuerdo con esta propuesta, se pedirá a seis países que reduzcan su aportación a los proyectos que actualmente cofinancian con la Unión Europea. Se trata de Grecia, Irlanda, Portugal, Rumanía, Letonia y Hungría, que a su vez gozarán de una cofinanciación suplementaria de la UE que resulta vital para los proyectos encaminados a impulsar el crecimiento y la competitividad en cada uno de esos países. La consecuencia es que no tendrán que buscar el mismo grado de financiación nacional en un momento en el que sus presupuestos están sufriendo una considerable presión, de modo que los programas que no se han ejecutado hasta ahora por falta de fondos nacionales podrán iniciarse y aportar una nueva inyección de dinero en la economía.

La contribución de la UE aumentaría hasta un máximo del 95 %, si así lo pidiera uno de los Estados miembros afectados. La medida va dirigida a los Estados miembros que se han visto más afectados por la crisis y han recibido apoyo financiero en el marco de un programa del mecanismo de la balanza de pagos para países no pertenecientes a la zona del euro (Rumanía, Letonia y Hungría) o del mecanismo europeo de estabilización financiera para países de la zona del euro (Grecia, Irlanda y Portugal). 

La UE se compromete con el Cuerno de África: la Comisión invertirá otros 175 millones de euros en Somalia

Andris Piebalgs, el Comisario de la UE responsable de Desarrollo, ha anunciado la decisión de destinar otros 175 millones de euros a la ayuda al desarrollo en favor de Somalia, con lo que se refuerza el compromiso a largo plazo de la UE con ese país. Los recursos se invertirán en Somaliland, Puntland y otras regiones en las que ya se han establecido condiciones viables de seguridad y niveles mínimos de gobernanza, así como en Somalia Central, donde la estabilidad está mejorando y las condiciones imperantes permiten que la ayuda al desarrollo marque la diferencia.

La ayuda aprobada hoy se suma a la dotación quinquenal (2008-2013) de apoyo en favor de Somalia, cifrada en 212 millones de euros, con lo que el montante total para el país en el marco del 10º Fondo Europeo de Desarrollo asciende a 387 millones de euros.

Van Rompuy celebra las medidas que endurecen la disciplina fiscal

El presidente del Consejo Europeo, el belga Herman Van Rompuy, se ha congratulado por las últimas medidas puestas en marcha por Italia y España para fortalecer la disciplina fiscal y el crecimiento, así como del programa del Banco Central Europeo destinado a garantizar la calma en los mercados. “Estas medidas contribuirán a una mayor estabilidad financiera en la Eurozona”, afirmó Van Rompuy al mismo tiempo que destacó la cooperación del G7 y el G20 con los difíciles retos que están encarando Europa y Estados Unidos.

Bruselas financia un nuevo proyecto de investigación para hacer frente a amenazas epidémicas imprevistas, como la de E.coli

La Comisión Europea ha decidido dedicar otros 12 millones de euros del Programa Marco de Investigación de la UE a reforzar la capacidad de Europa para hacer frente a patógenos tales como la bacteria virulenta Escherichia coli (E.coli), que ha contaminado recientemente a casi 4 000 personas y matado a 46. Un consorcio transfronterizo denominado ANTIGONE iniciará este otoño su labor de investigación con el fin de lograr una descripción científica lo más completa posible de la nueva cepa E. coli, a la que se dedicará específicamente un importe de unos 2,1 millones de euros, y de una serie de patógenos virulentos que pueden suponer una amenaza para la salud humana.

A través de un mejor conocimiento de estos patógenos, los científicos pueden seguir desarrollando distintas formas de tratarlos; la investigación se centrará en los distintos modos de prevenir futuras epidemias y de hacer frente a nuevos brotes. El consorcio colaborará estrechamente con PREDEMICS, otro proyecto anteriormente seleccionado para su financiación.

La evaluación de la UE sobre Medio Ambiente arroja esperanzadores resultados

Los principales logros registrados en materia de medio ambiente en los últimos diez años han sido la ampliación de la red Natura 2000 hasta abarcar casi el 18 % de la superficie terrestre de la UE, la introducción de una política general sobre sustancias químicas y la acción política en relación con el cambio climático. Sin embargo, el informe presentado por la Comisión Europea revela que se debe avanzar en lo referido a la aplicación de las normas y objetivos acordados por la UE y mejorar la protección de la biodiversidad, el suelo y la calidad del agua.

El Comisario Janez Potočnik ha reconocido que los resultados obtenidos son buenos, “pero no siempre tan buenos como esperábamos. Resulta necesaria una mejor aplicación de las normas de la UE por parte de los Estados miembros para acabar con el desfase entre las ambiciones legislativas y sus resultados finales”.

La Comisión resuelve el 90% de los casos de libre circulación pendientes

Para la aplicación efectiva de las normas que rigen Schengen,la Comisión está adoptando una postura enérgica para abordar los problemas producidos por la incorporación a las legislaciones nacionales de la Directiva sobre libre circulación de la UE. Tras varios problemas manifiestos, la Comisión tomó medidas para garantizar que los veintisiete Estados miembros respetaran plenamente el derecho de libre circulación, llevando el liderazgo a los Estados miembros en porcentaje de casos pendientes resueltos.

La libre circulación de personas entre los Estados miembros de la UE constituye uno de los éxitos más tangibles de los sesenta últimos años de ntegración europea, y aporta grandes beneficios a los ciudadanos de la UE, a los Estados miembros y a la economía europea en su conjunto. Los europeos disfrutan a diario de su derecho a la libre circulación, haciendo alrededor de 1 250 millones de viajes al año como turistas en la UE. Una reciente encuesta mostró que para el 48 % de los ciudadanos europeos el derecho de desplazarse y residir libremente en la Unión Europea es el derecho más importante de los ciudadanos.

FUENTE: Rapid Press Releases, servicio de información de la Comisión Europea: http://europa.eu/rapid/